sábado, 2 de agosto de 2014

MUJER EN EXTINCION

Recuerdo a mi abuela como una mujer emancipada para su época
Era profesora y le gustaba disfrutar de la vida.  Se escapó de casa a los 17 años y se casó ante un juez. Mi abuelo era 10 años mayor. Fue gobernador de un localidad importante. No sé de las condiciones culinarias ni hogareñas de ella. Sé que era muy sociable, y encabezaba todas las reuniones sociales de entonces. Cantaba y tocaba la guitarra. Sin embargo a través de mi madre aprendí muchas de esas cosas.
Recuerdo de pequeña, los domingos al despertar, escuchar tangos mientras ella cortaba moldes para nuestros vestidos de una revista alemana Burda. También bordaba y tejía, porque era lo que "correspondía" en esa época y ella lo disfrutaba. Cocinaba exquisito. Papá le ayudaba en todos los menesteres de casa, Ambos trabajaban. Así se estilaba en ese tiempo en nuestra familia.
Todo este preámbulo para  contarte que hoy, haciendo uso de las herramientas aprendidas y heredadas: cocinando, aseando, encerando y lavando, mi hijo, de 30 años me decía : mamá, como tu ya no existen, no veo a mi  novia haciendo esto.
Amigos, siento que mujeres de mi generación, somos una especie en extinción.....

Publicar un comentario