domingo, 29 de marzo de 2009

LA FUERZA DE LA VIDA







NUESTROS PADRES...
Este fin de semana tuve una experiencia maravillosa que necesito compartir contigo y guardes en tu corazón.
Me sorprendí en un lugar maravilloso, de gran calidez. Caras que no conocía y a la vez como si fueran parte mía. Me esperaban, lo decían sus rostros. Me sentí cómoda, feliz y en paz.
Me ví pequeñita en brazos de mamá que, junto a mi abuela, me arrullaban y cantaban canciones de cuna. A medida que mi madre avanzaba, orgullosa y amorosa conmigo divisé una línea de mujeres que mi abuela me mostraba orgullosa. Era mi bisabuela, quien jubilosa me señalaba a su madre, mi tatarabuela. Todas ellas hicieron una ronda para mí, donde se entonaba esta canción que puedes escuchar y donde cada una me acogió en su regazo regalándome la fuerza de la vida, que hasta entonces tenían, recibida al igual que yo de sus madres, abuelas y bisabuelas y que me traspasaban a mi, como legado femenino, y a través mío, a mis hijas.
Conociendo esto que te comparto, TÚ, MUJER, tendrás una vida con sentido, firme, segura y buena compañera de ruta para tu compañero, en esta aventura que es la vida.

Contigo, amigo blogger, pasa lo mismotu relación con la vida, los afectos, el amor, las finanzas y el trabajo, dependerá de tu relación con tu padre/madre y de cómo se llevaba él con el suyo…si tomó la fuerza de sus ancestros masculinos. Es lo mismo….
Sólo tomando la fuerza que proviene del masculino- padre podrás contar con la suficiente fuerza vital en tu vida para todo lo que emprendas.

Sólo cuando aceptamos a nuestros padres tal cual SON O FUERON, sin juicios, sin críticas, solo entonces la vida nos brindará sus regalos.

Ellos nos dieron lo mejor, LA VIDA!
Nosotros, como hijos, jamás podremos compensar tal regalo, sí lo haremos con nuestros hijos, sus nietos!

Publicar un comentario