viernes, 15 de febrero de 2008

MUSICA : ALIMENTO DE AMOR






Si la música alimenta el amor, sigue tocando", escribió William Shakespeare en Noche de Reyes.
Y relacionar la música con el alimento y el amor es otro ejemplo del genio de Bard, – me escribía Ana - .
Dios... que cierto!! porque la música -como el alimento- tiene la propiedad de llenarnos, de satisfacer las partes de nuestra alma que ansían expresar gozo, nostalgia, lamento, tristeza, deleite. Y, al igual que el amor, la música tiene la capacidad de tocar nuestros corazones, recordarnos personas, lugares y acontecimientos que, mediante melodías tristes o alegres, han quedado grabados indeleblemente en nuestras vidas.
Te invito a considerar a la música como parte de tu vida. Descubre melodías que formen parte de la composición de la vida y celebra esos sonidos con un corazón agradecido y un canto en los labios..y canta!
Los pájaros gorjean, los grillos chirrían, los niños cantan; varias de las músicas más hermosas de la vida proceden de instrumentos de la naturaleza.
Abre los oídos de tu corazón a las sinfonías más sencillas de la vida y...
¡Sigue cantando!

Imagen de Jerzy Kolacz, Hearing Aids
Publicar un comentario